Sota vuelve a la carga, ¡qué cruz!

Un pajarico se ha pasado por mi nido y después de soltarme lo maravilloso que era mi entrada de ayer, me ha dicho, como quien no quiere la cosa, que el caballerete que mentó a mi señora madre tres o cuatro veces, se ha vuelto a ocupar de mí en su bitácora.

¡Ké ororrrrrr! Y ¿por qué se tendría que ocupar de mí eZe? Dios mío, ¡qué compromiso! ¿Y si quiere de mí un orgasmo democrático? ¡Ajjjjjjjjjjjjjjjjjjj! ¿Cómo le digo que a mí lo del mariconio no me va, que no me quiero casar, que para otros bien, pero no para mí? Sin embargo, no se trataba de eso -uff, menos mal-. Era que quería responderme a las cuestiones que le expuse en Respuesta a Sota de Picas. Entonces, con la esperanza de verlo retractarse de sus anteriores improperios, fui raudo a su página electrónica. Pero mi gozo en un pozo, su carta de amor empezaba así: Hijo de puta, cabrón, malnacido, alimaña carroñera…

Pero hombre de Dios, ¿cómo pretende usted que alguien en su buen juicio y con una pizca de decencia le pueda tomar en serio -ya no digamos leerle- sino tomarle en serio? ¿Pero es que no hay entre los seguidores de z y los naZionalistas gente que pueda argumentar sin agredir al contrario?

Pero criatura divina, ¿cómo se molesta usted en rebatirme cada uno de mis puntos -que en principio no me hubiese importado a su vez contestar- de tomarse todo ese tiempo y esfuerzo, para después cagarla, con pendón, tan miserablemente con los insultos?

Espero que no sea usted como Bernat Soria que se va inventando títulos y medallas o, bitte nicht, como el Dr. Montes, dieser spanischer Mengele, porque aunque usted diga que es investigador, no me puedo explicar que a usted le falte lo mínimo que tiene que tener un individuo, es decir, buena educación. Ej que, claro, la investigación en Ejpaña e´tá fatá´.

Resumiendo: Me hubiese gustado rebatirle sus argumentos, pero no puedo dirigirle la palabra a quien no es digno de mí.

Comentario injurioso – 21.02.08

Maricones sectarios

Una imagen, una palabra

Socialismo

Abel Arana o el maricón apolítico

¿Qué tal, Abel?: 

Déjame que te cuente, limeño:

Érase una vez dos niños que de repente pierden a su padre en las postrimerías de la Guerra Civil. Su madre, sin muchos medios, los manda de Palencia a Guipúzcoa para que vivan en casa de un tío. Uno de ellos se asienta en Rentería y forma una familia. Los años se suceden y la familia regenta un buen negocio en la, entonces, región más próspera de España; la vida les sonríe. Aunque hay terrorismo y no están nada contentos con la situación, ellos se dedican a trabajar y a no meterse en política. Los años van pasando hasta que llega la jubilación. Una hija ha abandonado Vasconia; un hijo se ha convertido en neoeuskaldún – los padres prefieren no preguntarle qué piensa o a qué se dedica-; los otros hijos se van adaptando y doblegando a lo que hay.

Él se considera totalmente integrado en el pueblo. Incluso ahora, que ya está jubilado, está ilusionado con dedicar aún más tardes libres a dar clases gratis de ajedrez en la asociación cultural del pueblo, como ha estado haciendo durante casi treinta años. Esta tarde fría lleva ya como dos horas sentado en el banco enfrente de su casa. En la asociación cultural le han dicho que ya no le necesitan porque no puede dar las clases de ajedrez en euskera. Cuando muera tres años más tarde, querrá que le incineren y hará que dispersen sus cenizas a los pies del Cristo del Otero de Palencia, a donde no había regresado desde que su madre muriera, ya no recordaba hacía cuánto.

 Cristo del Otero de Victorio Macho, Palencia

Nos dices: SOY ABSOLUTAMENTE  APOLÍTICO. Nos pides que respetemos tu decisión de no ir a votar. Tu persona merece todo el respeto del mundo, faltaría más, pero esta decisión tuya concreta de no votar es, como mínimo, cobarde y suicida.

Ya me gustaría a mí vivir en un país desarrollado que, por muy en manos como dices tú, que esté de la Banca y las Corporaciones, funcionara; donde en circunstancias normales podría pasar de la política y dedicarme a mi vida de muscoloca. Pero bien sabes tú que las circunstancias de España hoy, no son las de un país europeo normal. Como vasco me irrita sobremanera que puedas pasar por alto sin votar, los ataques y agresiones a Cristina Otaola, María San Gil, Gotzone Mora o Rosa Díez, y sobre todo, el sufrimiento infinito de personas como la de la historia del principio, que sufren en silencio, esperando que la gente vote por los buenos. Igualas las ignomias sin fin de z con el desliz del PP al pretender cambiar el nombre de la Ley del Mariconio o porque, por ahora, no quiera que los sodomitas adoptemos.  

Qué raudo y veloz has salido para limpiar tu nombre de posibles apoyos a Rajoy. No te engañes porque los zeroluelos saben muy bien que no eres de los suyos. Tal vez algún día te entreviste la Nierga, vayas a la SeCta o estés en algún programa de telebasura en Telecinco o Antena 3. Me encantaría saber si podrás soportar la fetidez de esos ambientes, me temo que sí. 

Quiero que sepas que el miedo que puedas tener a que la gente de la cultura te haga el vacío no es nada, si lo comparas con el miedo que tendrías que tener, a, como creador, no defender tus propias ideas, o no desafiar lo establecido caiga quien caiga o, incluso peor, no tener ideas propias. Por esa razón y no porque no votes a Rajoy o a Díez, te retiro mi interés por leer tu libro.

(Corrección: Abel Arana al final votó. Más aquí: Abel Arana o el ciudadano maricón.)

Mi amante afrocaribeño (1/3)

Mi amante finlandés (1/5)

¿Cuándo abriréis los ojos de una puta vez?

Querer es poder

Si estáis por aquí,  pasad por un momento de mi bitácora, e id a El blog secreto de A y ved el vídeo “Deporte: Querer es poder“.

Machista, xenófobo… gracioso

Acabo de leer una historia de estereotipos nacionales que el sociólogo  Amando de Miguel comenta en, La lengua viva, su desigual columna en Libertad Digital. Hete aquí:

Un barco se hunde y los supervivientes quedan en una isla desierta. En el barco viajaban:

  1. 2 italianos y 1 italiana
  2. 2 franceses y 1 francesa
  3. 2 alemanes y 1 alemana
  4. 2 griegos y 1 griega.
  5. 2 ingleses y 1 inglesa.
  6. 2 búlgaros y 1 búlgara.
  7. 2 suecos y 1 sueca.
  8. 2 irlandeses y 1 irlandesa.
  9. 2 argentinos y una argentina.
  10. 2 catalanes y una catalana.
  11. 2 andaluces y una andaluza.
  12. 2 vascos y una vasca

Un mes después en esa bonita y desierta isla, la situación era…

  1. Uno de los italianos mató al otro por la mujer
  2. Los dos franceses y la francesa viven juntos y felices en un menage a trois.
  3. Los dos alemanes llevan un estricto horario en el que se alternan para estar con la alemana.
  4. Los dos griegos duermen juntos y la griega limpia y cocina para ellos.
  5. Los dos ingleses esperan que alguien les presente a la inglesa.
  6. Los dos búlgaros miraron primero al océano infinito, luego a la búlgara y entonces se echaron a nadar.
  7. Los dos suecos contemplan la posibilidad del suicidio mientras la sueca les da la tabarra con lo de que su cuerpo es suyo y la verdadera naturaleza del feminismo. Al menos no nieva y los impuestos son reducidos.
  8. Los irlandeses comenzaron dividiendo la isla en Región Norte y Región Sur e instalaron una destilería. Ellos no recuerdan si hay sexo a la vista, porque desde que se produjeron los primeros litros de whisky de coco hay una especie de neblina flotando que lo tapa todo, pero por lo menos saben que los ingleses no están teniendo ningún tipo de actividad sexual.
  9. Después de un tiempo, se encontró a la argentina muy aburrida en un rincón de la isla, limpiándose las uñas con una ramita. Resulta que los argentinos ya no le dan bola, y pasan todo el día hablando de fútbol y de lo estupendos que son haciendo el amor.
  10. El hecho diferencial de los catalanes consistió en alquilar la catalana a los suecos, y usar ese dinero para financiar a los irlandeses la construcción de una planta de destilación en su parcela de la isla, donde ellos trabajan a cambio de que las botellas de whisky de coco estén etiquetadas también en catalán. No follan, pero ahorran una barbaridad en condones.
  11. Los andaluces se turnan para quedarse una de cada dos noches con la andaluza e irse la otra de copas con los irlandeses y poner a parir a los ingleses, italianos, franceses, alemanes y por supuesto, (y sobre todo), a los catalanes. Han conseguido que los irlandeses pasen de los catalanes y destilen una variedad de ‘fino de coco’. De inmediato se han montado un calendario de fiestas de la hostia en su isla: que si feria de abril, que si Semana Santa, que si carnavales, que si romerías, que si día de Andalucía en el Exilio…a las que se apuntan todos los demás.
  12. Los vascos se dedican a cortar los troncos de coco, levantar piedras, boicotear a los andaluces y en el terreno sexual, a cascarse pajas: ya sabéis, ante todo independencia.

Y es que en cuestión de esteriotipos nacionales, la cabra también tira al monte, ¿o no?

 ¿Mi marivoto para Rajoy?

Mi diario: De la entrada más antigua a la más moderna 

Rosa de España

No he leído a fondo el programa electoral de Unión Progreso y democracia (UPyD), como tampoco el de los otros partidos, la verdad, pero a través de Libertymad conocí el simulador de voto de Libertad Digital en el que a preguntas como: Para mejorar la situación de los que ya trabajan debemos… te animan ha elegir entre cuatro respuestas sacadas de los programas electorales de PSOE, PP, IU, UPyD y Ciudadanos. Al final te sale el porcentaje de coincidencia entre lo que tú piensas y las propuestas de cada partido.

 A mí me salió: 50% PP, 9% PSOE, 14% IU, 64% UPyD, 27% Ciudadanos.

La cabecera de lista de UPyD por Madrid, Rosa D�ez

No me extrañó la afinidad con el PP: 50%, sino la poca con Ciudadanos: 27%, pero Libertarian me avisó de lo intervencionista que era el partido de Rivera por lo que me decanté aún más por Unión Progreso y Democracia: 64%. Que esté más cerca del superhéroe Gaspi (14%) que de z (9%) no es más que una confirmación de mi subconsciente que huele mi absoluta aversión por el innombrable.

Lo único que sabía de UPyD era que quería que el  Estado recuperara las competencias de Educación y Sanidad,  que se cambiara la Ley Electoral para garantizar que el peso del voto de cada ciudadano sea igual al margen de donde viva, y lo que más me gustó es que quería revisar el Cupo Económico de Vascongadas y de Navarra, cuando no eliminarlo, que es algo que ningún partido político -ciertamente no el PP- se atreve siquiera a mentar.

Si el PP os parece demasiado confesional, UPyD es ‘laicista’, es decir, quiere garantizar la separación de poderes entre la Iglesia y el Estado; cerrará la Organización Territorial del Estado e igualará los techos competenciales de las Autonomías, y, lo que nos toca muy de cerca, dejará la Ley de Matrimonios Homosexuales tal cual, incluso con la posibilidad de adopción. También defiende la asignatura de Educación para la Ciudadanía, que yo aborrezco, pero espero que en coalición con el PP, este se imponga a UPyD

Así que maricones y tortilleras españoles, SÍ que hay una alternativa a la ignominia de z sin tener que claudicar con los pecadillos del PP , esta se llama

Rosa Díez González, la nueva Rosa de España.

 ¿Mi marivoto para Rajoy?

Mi diario: De la entrada más antigua a la más moderna 

Carta oberta a tu

Me ha gustado que intentaras contactarme por el chat. Siento no haber estado aquí. Estaba con un follamigo somalí buscando la llave de mi casa que el muy cabrón parecía haber perdido. Al final la encontró, pero el berrinche nos lo llevamos bien llevado y casi nos hostiamos vivos (però això és una altra història).

.

Bien sabes que tus ideas políticas no me gustan nada, de nada, nada, pero está bien, te acepto como eres y ya está. A ti supongo que te pasará lo mismo a la inversa -aunque, si te soy franco, creo que hablando conmigo, te lo tomaste muy a lo personal y sin ningún tipo de humor, relativismo e incluso me acusaste de estar en contra simplemente por joder. Serás imbécil, si a mí lo que me gusta es que me jodan-.

Ahora me dices que no es verdad que quiera pasar página puesto que no te leo y muchísimo menos te comento. No, no es eso. Ya empezaste a tocarme las pelotas cuando me criticaste que usara el catalán con la mujer sin mancha -¿a ti qué coño te importa la lengua que use con otra persona si no estoy hablando contigo? De modo que te da igual que a los niños se les prive de su lengua materna en la escuela, pero a la hora de que un castellanohablante, por coña o simplemente porque le da la gana, use el catalán eso te molesta. ¿Dónde está tu apoyo a los nacionalistas catalanes? A ti te querría ver yo en Cataluña, optando por un empleo y que se lo den a otro simplemente porque hable catalán -lo que en realidad significa, y a ver si te das cuenta de una putísima vez: Los empleos en Cataluña, primero para los catalanes y después para los demás. ¿Dónde está la igualdad de todos los ciudadanos españoles en cualquier parte del país? Si eso sucediera alguna vez, no esperes tener a tu lado a ninguna mujer inmaculada que te ayude, porque entonces serás un apestoso castellà de merda que no es vol integrar (però això és una altra història)-.

A toda esa discusión sin sentido no le di importancia; al fin y al cabo no eres nada más que otro castellano tonto, tontísimo, que se siente maribién haciéndoles el juego a los nacionalistas -que en el fondo te desprecian: Sólo eres un ximple útil que tira piedras contra su propio tejado y que ayuda a cavar su tumba y la de su país-.

Mas no te engañes, puedo no darle importancia a nuestras disputillas, pero a mí, español que lleva tanto tiempo fuera, que se muere por volver, me duele en lo más hondo el problema de fondo que es el ver cómo nuestro país se suicida ayudado por vosotros. A los mariprogres españoles os botarían de cualquier país desarrollado si hicierais política a la manera de Lenin como la estáis haciendo en casa nuestra. ¿En qué país europeo occidental se ha visto que se asalten las sedes del partido de la oposición y que los intelectuales se queden callados, o que se agreda a unos conferenciantes en una universidad y que la policía no detenga a los asaltantes? ¿De qué coño vais, mariprogres eXpañolas? (però això és una altra història que no té res a veure amb l´objete d´aquesta personalissima carta oberta a tu). 

Lo que me molestó de verdad es que te dejara indiferente esa ofensa personal tan burda -que si te soy sincero, me resbala, pero que no tengo por qué soportar-. Sabes que me hubiese bastado con una pequeñita muestra de tarjeta amarilla, pero no sucedió. El partido siguió su curso y le seguiste dando amigables pases en su propio campo, incluso después de que me rompiera el tobillo, y fuera una segunda vez a herirme por todas partes. No pasa nada. Tú has elegido con qué amiguito quieres jugar y ya está. Está bien. ¿Cómo te sentirías tú si yo viera cómo intentan machacarte y no hiciera nada?

.
Te doy las gracias porque me has enseñado algo y eso es impagable. Sin querer, me has mostrado cómo eres verdaderamente tú y de rebote, también los otros. Tu caso se resalta un poquito más porque todo empezó al pedirle tú ayuda a él, pero no eres el único. Nadie de los que yo creía que eran mis amiguitos bitacoreros le levantó la voz al señorete. No porque estuvieran de acuerdo, en absoluto. Sé que a más de uno le molestó, y mucho. Muchos no dijeron nada por miedo a ser unos apestados, por miedo a que se les tratara tan mal como a mí. Fíjate que casi puedo hacer un paralelo con las víctimas del terrorismo -por favor, que me perdonen por siquiera pensar en ponerme al mismo nivel de sufrimiento que ellas, que les tengo un respeto y un cariño que no podría expresar-. Es como cuando los terroristas matan a un vecino: Unos apoyan al terrorista abiertamente, otros por lo bajines; otros sin embargo, la mayoría, están horrorizados, pero se callan para seguir viviendo, para no ser señalados por los demás, para que les dejen en paz… Á , ¿es que no te das cuenta que tu silencio al insulto más o menos pueril, es el primer paso necesario a tu silencio a que María San Gil, por ejemplo, no pueda dar una conferencia, y este el segundo paso a tu silencio cuando a María San Gil, por ejemplo -y por Dios, que no pase nunca- le den un tiro en la nuca?
.
Ahora tengo el apoyo de los mariliberales, que son gente muy maja, pero que tampoco son como yo. Me he dado cuenta de que probablemente tenga que escribir para el aire porque siempre voy a irritar a todos de una manera u otra, porque soy inclasificable, no me dejo encasillar, ni me caso con nadie para mendigar un poco de cariño cibernético. 
  
Á : Me has dado una gran alegría al querer hablar conmigo, pero dime la verdad, ¿qué quieres, guapo?
.
C

Maricones sectarios

Mi diario: De la entrada más antigua a la más moderna